CINE: EL VENGADOR DEL FUTURO

Estreno 9/8/12

 UN FUTURO RECURRENTE

Es imposible hablar de El vengador del futuro sin mencionar su antecesor, el film de 1990 dirigido por Paul Verhoeven y protagonizado por Arnold Schwarzenegger. Si bien es cierto que las comparaciones son odiosas, son también inevitables; más aún cuando el film pionero se encuentra todavía fresco en la memoria, en parte debido a su paso por la televisión. Quizás por este motivo es difícil imaginar una justificación de la remake que no se relacione con la tentación de explorar las nuevas posibilidades estéticas que, en el plano visual, permiten los adelantos técnicos de estas dos décadas, sospecha que este nuevo relato corrobora al hacer su mayor apuesta en este rubro. Salvo el despliegue en este sentido, no puede decirse que esta nueva versión agregue nada a la anterior y uno termina extrañando retrospectivamente cierto candor de la película de Verhoeven, aún cuando ésta no se haya caracterizado por sus méritos artísticos.

En cuanto a la trama, a pesar de que ambos films están basados en el mismo cuento de Phillip Dick (Podemos recordarlo todo por usted, 1966), no siguen exactamente el mismo derrotero, aunque, por supuesto, coinciden en el núcleo argumental.  Doug Quaid, el protagonista, es un pacífico obrero del futuro que trabaja en una fábrica de robots policías, destinados a integrar el enorme cuerpo de vigilancia conque la F.U.B. (Federación Unida de Bretaña) mantiene oprimida a La colonia. Allí, por su parte, hay algunos conatos de rebelión de los que Doug se mantiene al margen, más preocupado por su rutinaria vida de trabajo y un sueño que se repite que por la realidad política. Todo cambiará, cuando seducido por la publicidad, decida acercarse a Total recall, la empresa que promete convertir todas sus fantasías en realidad. En su vida imaginaria Quaid elegirá convertirse en un doble agente secreto y, a partir de allí, todo será lucha y confusión.

Lo medular de la narración –de donde obtiene la película gran parte de su atractivo- es, precisamente, el borramiento de las fronteras entre realidad y fantasía, ese desconocimiento de las “verdaderas” circunstancias que comparten protagonista y público. El relato de Len Wiseman  explota al máximo esa desconcertante dualidad que, quizás, encuentre su punto más alto en las dos mujeres, extremadamente parecidas pero de bandos opuestos, que pelean por él. Todo lo demás es lucha en grandes escenarios, no demasiado diferentes a otros propuestos en muchos de los films que abordan la temática futurista. Cualquier reflexión que vaya más allá de los hechos puntuales –ya sea en función de una lectura política o filosófica- es dejada de lado, y en ese abandono radica la principal falencia del film: dos horas de persecución y pelea abruman. Finalmente, todo termina pareciéndose, convertido sólo en el fondo de una interminable y monótona  aventura, previsible y falta de humor.

TRAILER

FICHA TÉCNICA

El vengador del futuro (Total Recall, EEUU, 2012)

Dirección: Len Wiseman

Guión: Kurt Wimmer y Mark Bomback, basado en el cuento de Philip Dick “We Can Remember It For You Wholesale”

Música: Harry Gregson-Williams

Fotografía: Paul Cameron

Edición: Christian Wagner

Duración: 118 minutos

Elenco: Colin Farrell, Kate Beckinsale, Jessica Biel, Bryan Cranston, Bill Nighy, John Cho 

Anuncios